¿Ya sabes cuáles son los 7 mejores ejercicios para pecho que tienes que realizar?

Uno de los grandes problemas que tienen las personas que son novatas a la hora de ir al gimnasio, es que se esfuerzan demasiado en desarrollar o entrenar una parte de su cuerpo y se olvidan de que un buen entrenamiento debe ser integral. Por lo tanto puede que después de varios meses o incluso años de entrenamiento, algunas partes de nuestro cuerpo estén más tonificadas que otras.

Sobre todo sucede en el caso de los hombres que se esfuerzan tanto por desarrollar sus brazos o espalda y terminan olvidando otras partes de su cuerpo como lo son las piernas o el pecho, de manera que se pierde la armonía del cuerpo y termina convirtiéndose en un cuerpo poco estético. Si bien a muchos hombres no les importa, realmente no siempre es un buen espectáculo a la vista ver un cuerpo que está malogrado debido a una forma errónea de realizar los ejercicios.

Como mencionamos desde el principio un buen entrenamiento debe ser integral. Para comprender a lo que me refiero, voy a dar el ejemplo de la mayoría de las mujeres que van al gimnasio. Aunque muchos no queramos admitirlo, la mayoría de las mujeres van al gimnasio a entrenar sus glúteos, y se centran tanto en esta parte de su cuerpo que no le dan la importancia al resto de su cuerpo. De forma que puede que tengan un trasero bastante llamativo pero que la armonía de su cuerpo se pierda porque el resto no está entrenado o incluso se ve desproporcionado.

Muchas mujeres incluso tienen miedo de realizar ejercicios pectorales, esto se debe a los cientos de mitos y alguna que otra verdad parcial, muy comunes en el mundo del fitness. Se tiene la idea por ejemplo, de que si haces pesas vas a perder el busto o hasta estar tan plana como un hombre. Esto no es del todo cierto, el tamaño de nuestro busto esta dictaminado por nuestra propia genética. Además, lo que le da volumen al gusto son dos cosas, por un lado tenemos las glándulas mamarias y por otro lado tenemos la grasa que es propia del busto.

A no ser que realicemos ejercicios exhaustivos realmente no tiene por qué afectar de manera exagerada la estética de nuestro cuerpo el realizar ejercicios pectorales. De hecho, es bastante positivo en muchos aspectos ya que podemos aportarle tonificación a nuestro busto. Pero como dijimos esta es una verdad parcial, obviamente si realizas ejercicios extenuantes y pierdes grandes cantidades de grasa a nivel general todo esto se verá afectado. Por eso muchas mujeres en la industria del fitness al cabo de unos años terminan recurriendo a la cirugía plástica para remediar este problema estético.

Finalmente podemos aclarar que tanto para hombres como mujeres entrenar el pecho es algo importante que debemos incluir en esta rutina de ejercicios si queremos obtener resultados efectivos y beneficiosos a la hora de asistir al gimnasio. Ese es el motivo por el cualquier enseñarte estos ejercicios para pecho, de los cuales voy a destacar los 7 mejores ejercicios para pecho.

¿Que necesitas para Los 7 Mejores Ejercicios?

  • Pesas
  • Ir a gym

Instrucciones para Los 7 Mejores Ejercicios

  1. Levantamiento intercalado de mancuernas. Este ejercicio es muy beneficioso tanto para hombres como para mujeres. En el caso de las mujeres nos ayudará a aportar firmeza a nuestro busto y a levantarlo dándole forma. Claro que cabe aclarar que cualquier ejercicio para pecho que hagamos va a entrenar y a moldear nuestro músculo, no directamente las glándulas mamarias ni la grasa que son lo que conforman nuestros senos. En el caso de los hombres este ejercicio estimulará la formación de pectorales y a su vez ayudará a entrenar los brazos, más específicamente los bíceps, los tríceps y la espalda. La forma adecuada de realizar este ejercicio es acostándose en una plataforma que nos permita tener nuestros pies en el piso y levantar las mancuernas intercalando las entre sí. Cada mancuerna debe pesar lo suficiente para que no hagamos más de 7 u 8 repeticiones sólo realizaremos de 3 a 4 series de estos ejercicios.
  2. Lagartija Este es un ejercicio básico por excelencia y que además aporta muchos beneficios a la hora de entrenar. Cuando realizamos lagartijas no sólo estamos estimulando nuestros pectorales, sino que también estamos estimulando nuestra espalda y nuestro abdomen. Existen varias maneras de realizar lagartijas, pero la forma más básica y adecuada para estimular nuestro pecho, es ponernos en el piso con los brazos extendidos, con el cuerpo recto, presionando los músculos del abdomen y dejando caer nuestro peso en las puntas de los pies y en las manos. Separa tus brazos de manera adecuada para que puedas agacharte y mover cada brazo en un ángulo de 90° o menos. Esto permitirá la estimulación máxima de los músculos de tus pectorales y brazos. Realizar de 8 a 15 repeticiones será más que suficiente. Recuerda que si sientes dolor en la espalda quiere decir que no estás adoptando la postura correcta. En caso de que se te dificulte mucho soportar tu propio peso, puedes apoyarte en las rodillas y no en la punta de tus pies.
  3. Levantar una sola mancuerna con ambas manos. Adoptando la postura del primer ejercicio pero sosteniendo una sola mancuerna pesada y bajándola desde frente nuestro pecho hasta un ángulo de 90° llegando a nivel de nuestra cabeza, sosteniéndola con ambas manos, será una manera excelente de estimular los músculos pectorales. El principal riesgo que existe con este ejercicio, es que si no sostenemos bien la mancuerna, podría caer sobre nuestro pecho o cabeza y termina generando una lesión mortal. Si te atreves a realizar este ejercicio, asegúrate de utilizar un peso que puedas soportar lo suficientemente bien para realizar todas las repeticiones necesarias.
  4. Levantamiento de barra. Es un ejercicio similar al anterior pero consiste en utilizar un peso de barra, el cual debemos levantar de manera recta desde nuestro pecho hasta estirar completamente nuestros brazos. No es un ejercicio realmente muy complejo, pero puede resultar bastante cansado por el peso que tenemos que levantar. Este ejercicio estimula bastante el crecimiento del pectoral y de los bíceps.
  5. Estiramiento de elásticos. A diferencia de los ejercicios anteriores que de alguna u otra manera se pueden realizar en casa, este es un ejercicio que requiere de la máquina de elásticos, por lo cual será mejor realizarlo en el gimnasio. Consiste en realizar cristos con los brazos sosteniendo los elásticos que levantan las barras de peso. Hay que levantar el peso que podamos soportar pero no hay que excederse.
  6. Levantar dos mancuernas en 90° con los antebrazos. Este es un ejercicio similar al primero y al tercero de esta lista, pero tiene una variante muy especial. Básicamente vamos a mantener la mayor parte de nuestros brazos rectos en dirección al techo, pero vamos a doblar desde el codo hasta la muñeca en un ángulo de 90° sosteniendo dos mancuernas y moviéndolas al mismo tiempo.
  7. Cristos con mancuernas. Este ejercicio consiste en realizar cristos sosteniendo dos mancuernas y manteniendo nuestra espalda recta y rodillas ligeramente dobladas. Doblamos las rodillas para evitar alguna lesión por cargar peso. Recuerda mantener tu abdomen apretado siempre que realices ejercicios cargando peso, esto puede disminuir el impacto que pueda tener el cargar peso en nuestro abdomen, espalda o suelo pélvico, que a menudo son las tres partes del cuerpo más afectadas cuando cargamos grandes cantidades de peso. No te olvides de realizar un enfriamiento siempre después de realizar tu rutina de ejercicio.

Consejos para Los 7 Mejores Ejercicios

  • También recuerda que sólo debes entrena tu pecho una vez a la semana por dos razones: por un lado debemos permitir que nuestro músculo se regenere y, ya que a diferencia de lo que muchos creen, el músculo no se genera cuando estamos haciendo ejercicio, sino cuando estamos en reposo. La otra razón por la que no debemos exagerar con este ejercicio es porque en lugar de hacer crecer el músculo vamos a terminar haciendo que se “queme”, es decir nuestro músculo terminará atrofiando se o perdiendo volumen.
  • Recuerda utilizar una cantidad de peso que sea soportable para ti, pero que tampoco te permita hacer más de las repeticiones mencionadas en el primer paso. Hacer varias repeticiones con poco peso no va a tonificar tus músculos, lo único que lograrás hacer será cansarte.
  • Es un mito pensar que utilizar pesas de ½ kilo o 1 kilo, te servirá para entrenar, pues a menos que seas un niño o un anciano, esto no es peso suficiente para estimular adecuadamente el musculo. Muchas mujeres temen utilizar peso considerable porque creen que van a desarrollar músculos masculinos. En realidad esto es totalmente un mito, para que una mujer pueda desarrollar la mitad del volumen de músculos de un hombre tiene que hacer por lo menos tres o cuatro veces más esfuerzo que un hombre al entrenar,  esto se debe a que el cuerpo de la mujer está genéticamente preparado para producir menos musculo y producir más grasa. Por lo tanto usar pesitas sólo logrará cansarte tus brazos y no estimulará la generación de músculos.
¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.